Resistencia Deportiva

Darvin Báez: sin límites en busca de su sueño olímpico

Darvin Báez Eliza de la UPR Humacao es ciego legal hace dos años. El nadador busca la marca para los Juegos Paralímpicos Río 2016..

Por Zacha I. Acosta González

Darvin Báez Eliza fue diagnosticado con Leber hace dos años y medio, condición que no le impide buscar su clasificación a los Juegos Paralímpicos de Río 2016

Jueves, 3 de diciembre de 2015 (Mayagüez, Puerto Rico) – Todos se ponen de pie para ver su carrera y animarlo a que cumpla con su meta. Al salir de la piscina es custodiado hasta las gradas por su equipo de la Universidad de Puerto Rico (UPR) de Humacao donde es recibido por decenas de atletas de varias instituciones para felicitarlo por su esfuerzo realizado durante el campeonato de piscina corta de la Liga Atlética Interuniversitaria (LAI).

Darvin Báez Eliza, nadador de 19 años de la UPR de Humacao,  no es un atleta común. Es un atleta que  la vida lo llevó a trasladar su visión óptica al corazón tras perder su vista hace dos años y medio al ser diagnosticado con neuropatía óptica hereditaria de Leber (LHON, por sus siglas).

“Los primeros días no fueron fáciles. Uno llora porque esto (la pérdida de visión) sucedió de un día para otro. Uno no está preparado del todo, aunque sí sabía que me podía pasar, porque ya mi hermano (Aneury de 35 años) había enfrentado la condición”, contó el medallista de bronce de los Juegos Paralímpicos Toronto 2015 en el evento de 50 metros libre.

Según el portal orpha.net, especialista en enfermedades raras y medicamentos huérfanos, el LHON es una enfermedad mitocondrial neurodegenerativa que afecta al nervio óptico y que se caracteriza por una pérdida súbita de la visión en los adultos jóvenes que son portadores. No se conoce con exactitud su prevalencia.  Entre los 18 y los 30 años de edad se observa con frecuencia una pérdida de visión central aguda o subaguda, brusca e indolora. Afecta a ambos ojos simultáneamente o de forma secuencial, con pérdida de visión en el segundo ojo semanas o meses después.

El estudiante-atleta que cursa su tercer año de bachillerato en Educación de kínder a tercer grado del Departamento de Educación de la UPR de Humacao usó los eventos de la LAI como preparación para su clasificación a los Juegos Paralímpicos Río 2016 a celebrarse del 7 al 18 de septiembre del próximo año en Río de Janeiro, Brasil. Este se encuentra a 54 centésimas de segundos de la marca A (1:16.02) de los 100 metros pecho. Actualmente, el yabucoeño tiene tiempo de  1:16.56 para estar en la undécima posición en el escalafón mundial siendo el segundo latino en el listado de los mejores quince, superado por el colombiano Daniel Giraldo que tiene registro de 1:14.28.

“Mi meta por ahora es clasificar a Rio de Janeiro, que son las Paraolimpiadas, y estoy a 54 centésimas en los 100 metros pecho. Estamos entrenando demasiado… al extremo, más que antes. He rebajado un poco, y haciendo mucha técnica (en la práctica)”, dijo Darvin,  quién expresa constantemente su “eterno” agradecimiento a sus compañeros de natación de Humacao, su entrenadora Lourdes Vega y su familia incondicional por el apoyo que le brindan diariamente para cumplir con uno de sus sueños a corto plazo.

La próxima competencia internacional a buscar su marca olímpica será del 10 al 12 de diciembre, en Dakota del Norte. Para sufragar los gastos de la preparación Darvin tiene su cuenta en Go Found Me bajo Rio 2016 No hay impedimentos (https://www.gofundme.com/gu83qxwc).

A nivel paralímpico, Puerto Rico cuenta con una medalla de bronce ganada por la tiradora Nilda Gómez en los Juegos Paralímpicos de Pekín 2008.